El COEM lidera la reivindicación sobre el papel de la mujer en la sanidad

Junto con fisioterapeutas y farmacéuticas

Marisol-Ucha.
Marisol-Ucha.

“La mayoría de la colegiación del Colegio de Dentistas, al igual que la mayoría de otros colegios y organizaciones de la salud, son mujeres y todavía no se ha tenido en cuenta esta particularidad ni a la hora de la representación en los órganos de decisión ni en la programación de actividades, ni en el diseño de aparatología e instrumentos, horarios, etc.”. Así explica Marisol Ucha, gerente de la Fundación COEM, a ODONTÓLOGOS DE HOY la celebración del primer Congreso Mujeres en, por, para la Salud, bajo el lema Juntos por la igualdad, en el marco de la celebración del Día Internacional de la Mujer, y gracias al impulso de los colegios de Dentistas, Fisioterapeutas y Farmacéuticos de Madrid.

“Alguien tenía que empezar a poner el foco en esta realidad que a muchos se les pasa por alto o no quieren darse cuenta”, sostiene Ucha, contrariada porque todavía haya colegios profesionales e incluso universidades que no vean la necesidad de sumarse a esta iniciativa que, a su juicio, ha sido todo un éxito. El Congreso ha tratado de resaltar la participación y contribución de la mujer a las ciencias y profesiones sanitarias. Según datos de la Consejería de Sanidad, de los más de 70.000 profesionales sanitarios que trabajan actualmente en los distintos centros del Servicio Madrileño de Salud, más de 55.000 son mujeres.

A través de las diferentes ponencias llevadas a cabo en el Congreso, se ha tratado de analizar la situación actual que existe en torno a la igualdad de género, y se han aportado las claves necesarias en el cuidado de los pacientes y el manejo del dolor y el sufrimiento: desde el abordaje de la trayectoria histórica de las mujeres para acceder a la formación académica, con la psicóloga Belén Nogueiras, hasta la necesidad de corresponsabilidad de los hombres, con Mariano Nieto, miembro de la Red de Hombres por la Igualdad. “Son temas complejos que requieren decisión y ganas por parte de los poderes públicos de hacerlos posible. La equiparación de los permisos de maternidad y paternidad podría poner fin a uno de los factores en los que se asienta la discriminación laboral de las mujeres y la desigual distribución de las tareas de cuidado, entendiendo por cuidado no solo el de los hijos sino de los mayores, familiares enfermos, etc., que normalmente se ha asumido y esperado que sea realizado por las mujeres”.

“Son muchas las circunstancias que concurren en el tema de la conciliación laboral y familiar, es una cuestión que trasciende lo puramente individual” (Marisol Ucha)

Ucha añade que “aunque son muchas las circunstancias que concurren en el tema de la conciliación laboral y familiar, es una cuestión que trasciende lo puramente individual siendo una tarea de toda la sociedad. Si esto no se resuelve correctamente, las mujeres decidirán tener pocos hijos o directamente no tenerlos, lo que nos llevará a una sociedad sin niños que estaría abocada a la extinción. Una sociedad sin hijos es una sociedad enferma”.

Respecto a que las mujeres están más relacionadas con las profesiones que implican cuidado, la gerente de la Fundación COEM no sabe bien “si es por una cuestión antropológica o sociológica de roles, o probablemente sea una combinación de ambas”. “Pero no hay que olvidar lo que el equilibrio entre hombres y mujeres ha aportado al mundo de la sanidad, profesiones todas que implican compromiso, generosidad y amor a los demás, y éstas son cualidades humanas independientemente del género, pero siempre habría que garantizar y facilitar la posibilidad del desarrollo profesional de las mujeres para poder optar a puestos de responsabilidad porque con toda seguridad el mundo sería más justo y mejor”.

Y esa sanidad mayoritariamente femenina, ¿debería serlo aún más? Ucha entiende que “es verdad que muchas empresas discriminan a las mujeres por los supuestos inconvenientes de la maternidad y la crianza de los hijos, pero frente a esto hay grandes expertos en contratación laboral, que ordenan que a igual cualificación, contraten mujeres, que siempre dan más, refiriéndose a ese plus de amabilidad, emotividad y empatía”.

La jornada ha sido conducida por la periodista y escritora Marta Robles, que ha destacado la importancia de llevar a cabo “este camino juntos hacia la igualdad”. También han participado Mª Dolores Moreno, directora del Instituto Nacional de Toxicología y Ciencias Forenses, que ha explicado la problemática de la sumisión química y vulnerabilidad a la que se ven sometidas algunas mujeres; Cristina Antolín, hermana y médico en el Congo y Camerún (Madre General de la Congregación de Santo Domingo), que ha compartido con las asistentes su experiencia en África, marcada por la entrega y el trabajo en un país lleno de dificultades, y Teresa Perales, ganadora de 26 medallas en los juegos paralímpicos, que ha liderado un taller de empoderamiento femenino, en el que se han dado las claves para alcanzar nuevas metas “sin miedo”.

Primer-Congreso-de-Mujeres-en-por-para-la-Salud.
Primer-Congreso-de-Mujeres-en-por-para-la-Salud.

DEJA UNA RESPUESTA

Please enter your comment!

  Acepto la Política de Privacidad

Please enter your name here