Medalla de Honor de la RANM de España para Diego Murillo, presidente de la Fundación AMA

EN RECONOCIMIENTO A LOS MÉRITOS DE TODA SU VIDA PROFESIONAL

La Real Academia Nacional de Medicina de España ha concedido su Medalla de Honor a Diego Murillo, presidente de la Fundación AMA, en reconocimiento a los méritos de toda una vida profesional, en especial “por su visión sanitaria y del mundo de la empresa, así como por su continua contribución de mecenazgo, consejo y asesoramiento a la Real Academia”, según informa la institución en una nota. La Medalla de Honor le fue otorgada por unanimidad de la Junta de Gobierno, que concede este reconocimiento a instituciones y personalidades de la vida científica, académica y sanitaria, con méritos especialmente relevantes en el enriquecimiento de la vida académica.

Murillo ha recibido la Medalla de Honor de manos del presidente de Real Academia, Joaquín Poch, en un acto que ha contado con la presencia de Ana Pastor, presidenta del Congreso de los Diputados, José Manuel Romay, presidente del Consejo de Estado, académicos y numerosos presidentes de colegios profesionales sanitarios. El también presidente de honor de la mutua AMA ha pronunciado durante el acto la conferencia La situación de la responsabilidad civil profesional de los médicos en España, en la que ha volcado todo su saber y experiencia en este ramo del seguro gracias a sus más de 20 años al frente de una de las principales compañías aseguradoras de España.

Ginecólogo de profesión, Murillo ha centrado gran parte de su intervención en la responsabilidad civil profesional de esta especialidad médica, que “es una de las que da lugar a un mayor número de reclamaciones y al pago de indemnizaciones más elevadas. Específicamente, 7 de cada 10 casos están relacionados con la obstetricia”. Además, ha recordado que “existe una tendencia al alza tanto en el número de reclamaciones como en las cuantías solicitadas y también en los resultados económicos de las condenas”. A su juicio, esta presión legal “es la causa fundamental que nos lleva a practicar la llamada medicina defensiva, que es la que trata de evitar cualquier situación de riesgo y que viene siendo una medicina mucho más cara y mucho menos eficaz”.

“El legislador deberá esforzarse cada vez más en regular el ejercicio de la profesión sanitaria y deberá ayudar a la implantación de un baremo de daños sanitarios”, ha concluido con el convencimiento de que las aseguradoras deberán analizar exhaustivamente la siniestralidad para fijar las primas adecuadas. De la tradicional laudatio se ha encargado el profesor y académico José Antonio Clavero, que ha elogiado a Murillo por contar con grandes condiciones para el liderazgo, recordando su extensa y fructífera trayectoria como presidente del Colegio de Médicos de Pontevedra, concejal del Ayuntamiento de la misma ciudad, diputado provincial y miembro del Consejo Asesor del Ministerio de Sanidad, entre otros cargos de alta responsabilidad. ●


Este sitio web utiliza cookies para que usted tenga la mejor experiencia de usuario. Si continúa navegando está dando su consentimiento para la aceptación de las mencionadas cookies y la aceptación de nuestra política de cookies, pinche el enlace para mayor información. ACEPTAR

Aviso de cookies